Vicente Fernandez es... El Arracadas

Pelicula: El Arracadas
Director: Alberto Mariscal
Año: 1977

Monseñor opina sobre Chente: es uno de los especímenes rupestres más emblemáticos de nuestro país. No puedo negar que posee una potente voz y un estilo muy particular para interpretar la música vernácula mexicana, que lo ha convertido en uno de los personajes más populares en la historia musical de nuestro atribulado país. Pero para serles franco a mi me cae bien gordo, porque en una ocasión escuche que él mismo se proclamaba como uno de los máximos ídolos de México al lado de Pedro Infante, Jorge Negrete y Javier Solís; casi casi dijo que era el último dios viviente de la música ranchera ¡Cálmese!

Vicente Fernández era un cuate que allá por la década de los 70 le echó ganas y pudo abrirse paso en el mundo de la música, donde obtuvo un éxito rotundo como cantante convirtiéndose en una de las principales estrellas del abominable programa de TV Siempre en Domingo, uno de los más hipnotizadores y repugnantes de nuestra historia.
Gracias a su descomunal éxito, Chente comenzó a pensar que tal vez era un hombre iluminado con deslumbrantes capacidades artísticas, por lo que se le ocurrió convertirse en actor de cine, estelarizando algunas de las películas más horribles en la historia de la cinematografía mexicana. Pero hubo una de ellas que curiosamente, fue muy aceptada por el público; ese filme se llama el arracadas, basado en una canción interpretada por… ¡Vicente Fernández!

Y sobre la pelìcula: Esta producción es coestelarizada por los venerables hermanos Almada, donde Fernando Almada es un temido asesino de una región rural que mata a un médico que no pudo salvar a su pequeño hijo; el homicidio ocurre en presencia de la esposa del matasanos. Vicente Fernández es hijo del matrimonio en mención, por lo que su madre lo cuchilea para que vaya a vengar la muerte de su padre. En contra de su voluntad, Chente comienza una cacería humana acompañado por Mario Almada, y después de viajar por muchos pueblos cantando en sus respectivas cantinas, llegan a un lugar donde nuestro protagonista conoce y se enamora de una bella mujer, quien resulta ser la hija de su enemigo mortal.

Calificación: 3 puntos

Esta producción intenta ser un reflejo de la vida campirana mexicana de finales del siglo XX, pero considero que más bien es una obra de manufactura silvestre donde el director aportó su concepción del campo mexicano, desde su punto de vista de ranchero de pavimento.
1 punto por esa frase mal escrita y peor pronunciada donde Vicente Fernández es todo un adulto que va en busca de venganza, y realiza un pensamiento filosófico-metafísico con harta profundidad y sabiduría: “Todo pasa por alguna razón, y lo que pasó, pasó por algo” ¡¡¡JAJAJAJAJA!!
1 punto por la escena sublime donde la madre vengativa se arranca de la oreja una arracada para dársela a su hijo, diciéndole que el asesino de su padre se llevó la otra, y no debe volver hasta que junte el par ¡¡Ah jijos de la llorona, pura gente bragada!!

1 punto por la desgarradora escena final, donde Vicente Fernández muere ultimado por su amante, en una cadena de odio que solo trae funestas consecuencias para todos los implicados.
Si ustedes de verdad quieren disfrutar una buena película que refleje convincentemente la vida rural de nuestro pueblo, Monseñor Bizarro les recomienda 2 películas:

Los hermanos del hierro dirigida por Ismael Rodríguez y protagonizada por el entrañable Antonio Aguilar. Esta excelsa película nos presenta una intensa historia de amor, odio y venganzas rancheras.

El moro de cumpas. Basada en una historia real, esta cinta nos ofrece una sublime historia donde proliferan las principales características de los pueblos rurales mexicanos: peleas de gallos, apuestas, ranchos, chismes, cerveza, peleas entre vecinos de pueblo, y el ingrediente principal que son las carreras de caballos, donde el momento cumbre es la competencia entre los dos mejores y más famosos exponentes equinos en toda la historia cinematográfica de México: el Moro del poblado de Cumpas, contra el Zaino del poblado de Agua Prieta ¡¡Hagan sus apuestas señores!! Esta maravillosa cinta también es protagonizada por el maestro Antonio Aguilar.

2 comentarios:

Sandyteje dijo...

Pues no soy tan habida conocedora de la cinematorgrafía mejicana como usted , yo he visto algunas de Antonio , de Pedro Infante , de Cantiflas , Tintan y otras más pero la verdad doña María Felix metía miedo en su papel de Doña Bárbara , Rómulo Gallegos venezolano la dercribió en su novela homónima , pero la Doña yo creo que si era el fiel retrato , jijijiji, de casualidad llegé a su página pero me ha gustado ... espero recibir su visita a mi Blog es de manualidades pero no importa tengo varios usted escoge hay uno de visitas por mi linda Venezuela , anímese a visitarla...

High Energy dijo...

Ni mi cuate, estas como poseido, te crees critico y tienes un chingode fallas, documentate primero, madura, cuando lo hagas te daras cuenta que lo que tu criticas no es bizarro, si no a una simple critica de lo que tu crees que no te gusta, y seria entre comillas porque lo que no te gusta no te lo chutas, a mi si no me gusta algo simplemente no lo veo, porque igual hay cosas que me gustan y a otra gente no,eso se llama diversidad y no bizarro, cuando haya cosas raras, demasiado raras combinando con lo patetico y surreal entonces atrévete a criticar pero con los pelos en la mano.